Que la natación es un deporte individual, sólo es una verdad a medias. Cierto es que el crono controla el rendimiento de manera individual, pero el apoyo del equipo es fundamental para conseguir metas, para aguantar los duros entrenos… Sin el aliciente de los amigos y compañeros de calle, sin las charlas y bromas de vestuario, pocos serían los que aguantarían los momentos duros de los entrenamientos o los sinsabores de la competición. Es por ello que desde el CNA estamos convencidos de que hay que potenciar la amistad y el compañerismo entre los nadadores, también fuera de la piscina. La Concentración de benjamines y alevines de este finde en La Nava, es buen ejemplo de ello, gracias a la iniciativa de Mario Cortés.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 + diez =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.